China

¿Qué ver en Pekín? Día 2 Ciudad Prohibida

En nuestro segundo día en Pekín vistamos la Plaza de Tiananmen, la Ciudad Prohibida y el Palacio de Verano.

PLAZA DE TIAN’ANMEN

Llegamos a la Plaza de Tian’anmen, no sin antes pasar los oportunos controles que dan acceso a la plaza.

Tian’anmen es la plaza con mayor superficie del mundo y cuenta con una superficie de 44Ha, es decir, 440.000 metros cuadrados. Sencillamente inmensa e inmensamente sencilla.

Plaza de Tiananmén

La plaza fue construida en 1949, como símbolo de la nueva China. Alberga entre otros edificios el Gran Palacio del Pueblo, el Museo Nacional de Historia y de la Revolución y el Gran Teatro Nacional.

Esta plaza fue el escenario de la histórica manifestación de Tian’anmen. El ejército del Partido Comunista, el 4 de Junio de 1989, la reprimió causando más de 10.000 victimas mortales.

Plaza de Tiananmén

 

Como llegar: en metro, es la línea 1 (roja) parada Tian’anmen East o  Tian’anmen West, o la línea 2 (azul) la parada Qianmen.

 

CIUDAD PROHIBIDA

Desde la Plaza de Tian’anmen accedemos a la Ciudad Prohibida por su entrada sur. Esta entrada es la del famoso cuadro de Mao. Para llegar a dicha puerta debemos cruzar la avenida Chang’An por un ancho túnel que salva el tráfico.

Una vez pasado el oportuno control de seguridad, todavía nos quedan dos puertas más para ver la Ciudad Prohibida.

La Ciudad Prohibida

La Ciudad Prohibida o Palacio Imperial de Pekín fue residencia de los emperadores durante más de 500 años, 14 de ellos de la dinastía Ming y 10 de la dinastía Qing.

Merece la pena dedicar una mañana a visitar la Ciudad Prohibida. Podrás hacerte una idea de lo que en su época significaba para las personas que vivían en su interior, es decir, el emperador y toda su corte, con los poderosos eunucos y las concubinas.

La Ciudad Prohibida no nos sorprendió tanto por su belleza si no por su grandiosidad ya que abarca una superficie de 72 ha, 720.000 m2.

 

PALACIO DE VERANO Y LAGO KUNMING

El Palacio de Verano era el lugar donde la familia imperial pasaba el verano para huir del calor de Pekín. Fue construido en 1750 por el emperador Qianlong. Y destruido durante la segunda guerra del opio por las fuerzas francobritánicas.

Palacio de Verano de Pekin

El Palacio de Verano se encuentra en el distrito de Haidian. Con una superficie de 290 hectáreas es el jardín imperial mejor conservado y más grande de la China. Es un símbolo del derroche que aquí tuvo lugar por parte de la emperatriz viuda Cixi.

Cabe destacar el gran corredor, que discurre a orillas del Lago artificial Kunming. Está construido en madera y decorado con más de 14.000 escenas cotidianas. Su longitud de 762 metros, hace que esté inscrito en el Libro Guinness de los Records.

Lago Kunming

En 1899 la emperatriz Cixi se gastó todo el presupuesto destinado a modernizar la armada en restaurar y embellecer el Palacio de Verano. Construyó un barco de mármol como símbolo de la corrupción para el pueblo chino y de la solidez de la familia del emperador para la emperatriz.

Lago Kunming Palacio de Verano

Nos gustó mucho el ambiente tranquilo que se respira en esta zona de la ciudad. Merece la pena pasar la tarde caminando y navegando por el Lago Kunming mientras se disfruta del atardecer.

Cuesta imaginar como debieron ser las obras de ampliación teniendo en cuenta que llegaron a trabajar hasta 100.000 personas.

El Palacio de Verano se dividió en tres zonas principales (administración, residencia y relajación), ya que durante la época calurosa el centro político y gubernamental se trasladaba desde la Ciudad Prohibida a este punto de la ciudad.

 

Como llegar: en metro es la línea 4, puedes bajarte en 2 paradas Beigongmen (acceso norte) o Xiyuan (acceso oeste).

 

 

Ver nuestro día 1 en Pekin

Ver nuestro día 3 en Pekin

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *